El decano Rodolfo Tapia “moriría sin la radio”

Entrevista - 20.06.2004
Rodolfo Tapia Molina

A sus 72 abriles, Rodolfo Tapia Molina continúa informando cada día a los nicaragüenses con la misma sobriedad de siempre, con su voz serena y enérgica, como lo ha hecho siempre en los últimos 47 años

Eduardo Marenco Tercero

Cada mediodía, cuando Radio Informaciones sale al aire, a la una y media en punto, se escucha la inolvidable viñeta: “De la prensa resulta: el amor y el odio. La paz y la guerra. La luz y las tinieblas. La verdad y el error. El bien y el mal…

” A lo largo de 47 años ha sido el sello del noticiero de Rodolfo Tapia Molina, el decano del radioperiodismo nacional. Se escuchó por primera vez en 1957 en Radio Mundial, y después de casi medio siglo, aún se oye en Nicaragua, luego de desastres, dictadura y revolución.

Cuando se entra a Radio Sandino, donde se transmite ahora su programa, a la una y media de la tarde, se incursiona en otra época: de la pared cuelga un reloj Bulova, amarillo como un periódico de ayer; una telefonista disca en una consola de los tiempos de la Guerra Fría; y Daniel Ortega, con boina, sonríe en blanco y negro con veinte años menos, vestido de militar y con lentes gruesos.

Un rato después llega Rodolfo Tapia Molina, el decano, con su nariz de halcón y la barriga abultada, desaliñado y meditabundo, con todo el peso de su pasado en sus hombros.

Invita a conocer su oficina, y luego de un oscuro laberinto con olor a moho, se llega a una puerta que al abrirse hace aparecer una sala de redacción de las de antes, con las máquinas de escribir en los escritorios, la persiana americana ennegrecida por el polvo, el olor a periódico y a cafeína, las revistas y libros por doquier, los abanicos amortiguando el sopor del calor de antes de la lluvia, mientras un lobo solitario lee el periódico, abstraído en un silencio fúnebre.

“Nazco y muero todos los días, la noticia nace, se desarrolla y muere a diario. Al día siguiente todo vuelve a empezar. Llevó 47 años de mi vida atrapado en ese círculo virtuoso”.

 

Sección
Entrevista