El basquetbolista Arjona

Perfil, Reportaje - 08.06.2018
Ricardo Arjona

Por Raquel Acosta Espinoza

Antes que Ricardo Arjona llegase a Nicaragua como cantante famoso, vino como jugador del equipo de basquetbol de su país, Guatemala. Fue en 1982 y algunos de sus rivales de juego lo recuerdan alto, flaco y con la melena larga. Amigable pero con carácter fuerte en la cancha

Puede que los 1.97 metros de estatura hayan sido una gran ventaja para que Edgard Ricardo Arjona Morales, el cantautor guatemalteco más exitosos de Iberoamérica, formara parte de la Selección de Baloncesto de Guatemala.

A inicios de los ochenta, cuando comenzó a jugar en “serio” era el pívot o poste de su equipo, posición otorgada probablemente por su altura. Era un buen encestador. De hecho, aún es recordado por la ocasión en que logró 79 puntos en un partido en 1987 vistiendo la camiseta de los Leones de Marte. Un récord nacional que solo fue abatido 18 años después, en 2005.

Puede leer: Los años de la OTI

Antes de que el mundo lo conociera por sus temas musicales, Arjona recorrió toda Centroamérica jugando con la Selección de Baloncesto de su natal Guatemala. En 1982 vino a Nicaragua con la selección juvenil de su país y en 1987 regresó, siempre con la división guatemalteca, en otra edición del torneo Carlos Ulloa In Memoriam.

Le puede interesar: Rolando Álvarez, el obispo “sencillo y espontáneo”

Desde entonces, el autor de “Jesús es verbo no sustantivo” estrecharía lazos con el país que lo vio jugar en defensa de la bandera de Guatemala. Un episodio que ha recordado ante miles de fanáticos nicaragüenses de su música, durante algunos de los conciertos que ha dado en el país.

Además: Conozca a este personaje que es un adicto de la pintura

Paúl Argüello y Jorge Luis Ayesta, jugadores del equipo azul y blanco en aquellos torneos, conocieron a Arjona en la cancha. Años después, lo volvieron a encontrar cuando iniciaba su carrera artística y ambos aseguran que a pesar de la fama que ha conquistado el cantautor, sus nombres todavía los recuerda.

***

Sección
Perfil, Reportaje