La sinfonía del Tae Kwon Do

Jairo Silva

Tuvo sus dos piernas hasta los 30 años, pero perdió una. A pesar de eso, conduce su carro, canta, toca guitarra, porque fue tenor antes que maestro de artes marciales y lleva una vida, hasta cierto modo, normal